viernes, 4 de junio de 2010

El tiempo pasa

El tiempo pasa pero yo sigo siendo yo... yo ahora.. yo ahora.. yo ahora..

Rebelde, discutida, odiada, roñosa, llena de energía, cargada de frustración, efímera, repentina, instintiva, espontánea, borracha de angustia, peleadora, sensible, sincera hasta quedarme sin voz de tanto gritar mis honestos ideales, triste, cansada de correr contra la corriente y excitada a seguir por los problemas, vulgar, oculta, con los ojos llenos de lágrimas, chocante, impulsiva, esperando cambiar lo inexorable, ahogada en la utopía, con la ansiedad de un niño, orgullosa, noctámbula, eternamente adolescente, despiadada, podrida, confundida, sacada de contexto, antiestética, aburrida de la monotonía del planeta; con las esperanzas mutiladas, con la memoria intacta, con la mirada fija en mi objetivo inalcanzable, embarazada de culpas invisibles, con el autoestima sudando gotas frías, con el alma perseverante, y el corazón diluído en las notas distorsionadas.

Es algo terrible el Tiempo: crea las cosas, les da ser, y por eso es generoso, pero enseguida las mata, las asesina y por eso es criminal. Si el Tiempo no nos matara a cada rato, a cada instante seriamos un definitivo pasado, o más aun una nada. Las tres caras del tiempo, o sus tres perfiles; pasado, presente y futuro, son yo ahora, yo ahora y yo ahora, nosotros mismos, y muchos nosotros a la vez.

El tiempo te hace ver lo que es, te hace ver lo "harta" que estas.

Harta de personas que no saben lo que quieren,
harta de ver en los demas lo que
no me gusta de mi.
Harta de una vida de desamores,
harta de infinitas soledades, de te quieros vacios
de dias nublados y atardeceres lluviosos,
harta de la busqueda inutil,
harta de besos efimeros, de 'amores' baratos.
Harta de que el pasado me atormente,
hartada de la inmensidad de la tristeza.
Harta de soñarte despierta,
para que nunca aparezcas.

harta de los 'quiero ser tu amigo',

harta de las lagrimas que no cesan,
harta de que el desgano se apodere de mi
harta de caricias descartables,
de que no haya quien me acompañe,
cuando me digne a ser feliz. Harta.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

comentarios